Con Mis Derechos No Te Metas: Primera Encuesta LGTBI Peruana


Por Antonio Capurro 
Twitter @antoniocapurrob

La Primera Encuesta Virtual para Personas LGBTI en Perú es un hecho histórico porque nos reconoce como lo que somos, ciudadan@s. Por eso no pudo ser más propicio que el día 17 de mayo el INEI (Instituto Nacional de Estadística e Informática del Perú), justo en la celebración del IDAHOT (Día Internacional de la lucha contra la homofobia, lesbofobia, bifobia y transfobia) presente a la opinión pública la Primera Encuesta Virtual para Personas LGBTI, una iniciativa que se venía trabajando desde inicios de este año, para la cual se invitó a las personas de la comunidad LTGBI agrupada o no a las reuniones que se hicieron a fin de lograr el feedback respectivo, ver los detalles e impulsarla. Los congresistas abiertamente gays Carlos Bruce y Alberto de Belaunde, al igual que otros grupos de nuestro colectivo estuvieron involucrados en el proceso desde un inicio, para que todo quede a punto y lograr que la encuesta virtual sea una realidad. 

En la historia de la humanidad han sido los vencedores y no los vencidos quienes han escrito la historia oficial, eso podemos comprobarlo. Y sin duda en la Historia del Perú Contemporáneo estamos escribiendo un nuevo capítulo en esa lucha por nuestros derechos. Porque una comunidad, pueblo o nación que no tiene memoria documental o registro no existe, de lo contrario seríamos una leyenda y nada más. No estamos completamente felices porque no es el paquete completo, pero al menos contentos de que se haya dado este primer avance en pos del reconocimiento que tanto anhelamos, porque seas o no visible, estés dentro o fuera del closet, tú también tienes derechos ¿o no?



Si queremos el cambio es necesario e indispensable que nos empoderemos como ciudadanos participando desde diferentes frentes y en formas diversas. El compromiso no puede ser ajeno a nosotros como población vulnerable. ¿El colectivo LTGBQ peruano está realmente cohesionado, es unido? En el Perú existen gays de izquierda y derecha, conservadores y liberales, están en todas partes y vienen con los más diversos backgrounds como lo es la misma diversidad que defendemos o promocionamos, pero esta encuesta en vez de separarnos debería unirnos o al menos cohesionarnos. Puede que suene utópico pero a pesar de nuestras diferencias de fondo, sabemos que sumar es mejor que restar ¿alguien duda de eso?, sobretodo cuando los intolerantes u homofóbicos nos considera una minoría sin derechos, con todos los argumentos que ya debes conocer al detalle.

He allí precisamente en el eje de participación que cada quien puede emitir su voz, sus propuestas, quejas o reclamos. Pero ¿qué puede uno reclamar cuando nunca ha participado usando los mecanismos que le permite la vida en democracia o el estado peruano para que precisamente dé a conocer su juicio crítico? Quizá sea más que oportuna y propicia esta coyuntura para asumir lo que hacemos o dejamos de hacer, dar cuenta de nuestras acciones, porque hacer una auto reflexión no sería una mala idea. Lo digo porque justamente a través de las redes sociales se produjo un debate en cuanto a la fiabilidad o confidencialidad del instrumento de medición, es decir de la encuesta. Que nos piden datos como el DNI, solo por colocar un ejemplo porque hay a quienes les parecía un exceso que se pida (aunque de forma opcional el celular o mencionar el distrito donde vives), que según algunos "es el mayor impedimento para que muchos colaboren. No debe existir una base de datos en que puedan identificar a la Comunidad por sus DNIs. En las personas o empresas equivocadas sería perjudicial". No estamos en Chechenia tampoco en Finlandia, por colocar dos ejemplos de naciones con menor y mayor libertad en cuanto a la igualdad de derechos y el respecto a las libertades sexuales individuales. 

A veces nuestras propias paranoias afloran con el propósito, consciente o no, de hacernos un autogol. Y es comprensible, cuando se vive en una sociedad que te coacciona a ser quien eres o ejercer tu sexualidad o te discrimina, margina o excluye en forma directa o indirecta, solapada o sutil. Con el No pero SI. Sin embargo, a pesar de todas las fallas o carencias que pueda limitar el medio ambiente donde nos desenvolvemos, nadie pueda negar que vivimos con mayor o menor intensidad pero lo hacemos.

Uno de mis escritores favoritos Oscar Wilde, quien vivió la gloria y la humillación en la época victoriana, dijo alguna vez "El amor del cual no puede decirse su nombre". Frase que encierra precisamente el tema de la visibilidad, si por ella entendemos reconocernos primero a nosotros como sujetos de una realidad humana con dimensión emocional con características propias y particulares que deberían tener el derecho de serlo no solo entre las cuatro paredes de una habitación. Entiendo a nuestros hermanos de países árabes o musulmanes que legítimamente deben hacerlo para no ser torturados o asesinados.

¿Es la forma en qué siempre deseamos vivir en el patio trasero de nuestra casa o apropiarnos del espacio que nos corresponde en la sala principal? ¿Cómo transformar la realidad de los crímenes de odio por ser trans o los despidos o microagresiones en una empresa por tu orientación sexual? ¿De quiénes depende que esta útil herramienta sea un éxito? Las mujeres, los negros, los indígenas tuvieron sus temores pero lograron vencerlos. De nosotros mismos depende que esta primera encuesta sea el inicio de cosas buenas por venir, ¿estamos listos? Este es el momento. Existimos!!

La encuesta solo estará online hasta el 17 de agosto y no toma más de 15 minutos.

Llena tus datos y ayúdanos a compartir. 

http://proyectos.inei.gob.pe/WebLGBTI/GTBI

Comentarios

Entradas populares